EL VIAJE SIEMPRE RECOMIENZA..


El viaje siempre recomienza, siempre ha de volver a empezar, como la existencia, y cada una de sus anotaciones es un prólogo; si el recorrido del mundo se transfiere a la escritura, éste se prolonga en el traslado de la realidad al papel -tomar apuntes, retocarlos, borrarlos parcialmente, reescribirlos, desplazarlos, variar su disposición. Montaje de las palabras y las imágenes, captadas desde la ventanilla del tren o cruzando una calle y doblando la esquina. Sólo con la muerte... cesa el status viagiatoris del hombre, su condición existencial de viajero. Viajar, pues, tiene que ver con la muerte... pero también es diferir la muerte, aplazar lo máximo posible la llegada, el encuentro con lo esencial, tal como el prefacio difiere la verdadera lectura, el momento del balance definitivo y del juicio. Viajar no para llegar sino por viajar, para llegar lo más tarde posible, para no llegar posiblemente nunca.
Claudio Magris

jueves, 6 de abril de 2017

ANAHÍ LACALLE



Por lo general trabajo sola, en mi casa, de día. Una buena música de fondo, mate, y a trabajar. Me gusta la soledad, aunque cada tanto una buena dosis de compañía y de intercambio en la producción puede ser muy gratificante y enriquecedora. Una de las motivaciones de mi obra es el universo textil, con sus materiales, sus procedimientos y conceptos, por lo que, a pesar de que a veces empleo técnicas mixtas y materiales diversos, nunca pueden faltar la aguja y el hilo (de coser, de bordar...) y/o algunas telas, por lo general liencillo de algodón. Desde hace un tiempo estoy trabajando mucho con papel, con recortes de papel para ser exacta. Papeles que he ido guardando, cuyas texturas me interesan, incluso fotografías -propias o de otros- impresas, mapas, moldes de costura, etc. Los rasgos los combino unos con otros, incorporo telas, y los coso entre sí configurando una suerte de mapas o fragmentos de mapas.


De la serie En lo profundo,2016. Fotografía digital con filtro analógico

Algún plan inicial siempre hay, pero luego la intuición hace lo suyo. Trato de buscar un equilibrio en el que la relación con el hacer vaya marcando sus pautas, más allá de la idea previa. Es cuerpo y mente. Creo que la intuición pasa por ese conocimiento que ha quedado impreso en el cuerpo, en las manos, en la mirada, y que opera a través de él. Y sin ser del todo consciente, o mejor dicho analítico, toma igualmente decisiones, elige, relaciona, descarta, dando resultados mucho más interesantes y naturales que aquellos que fueron realizados siguiendo rigurosamente un boceto.



El lugar en donde estoy Nro 3,2017. Del proyecto Territorios Híbridos. 
Costura de fragmentos de tela y papel

También respecto del origen de las imágenes de las que me nutro, debo decir que estoy en un lugar intermedio. Uno de los temas que abordo en mi trabajo es el paisaje, el paisaje como espacio de vivencias, como lugar que se habita y se atraviesa, al mismo tiempo que éste lo atraviesa a uno. Y a uno, como ese cúmulo de paisajes vivenciados, que se combinan de acuerdo a la intención de la mirada, de acuerdo a un momento determinado. El paisaje como continuum, como un ida y vuelta entre el sujeto y el entorno. En ese ida y vuelta, las imágenes de afuera y de adentro se entrecruzan, se combinan entre sí.

Fue Buenos Aires. Nro.  6 y Nro. 7. 2016. Del proyecto Territorios Híbridos. 
Collage y bordado a máquina sobre papel

Me gustan todas las artes y me fascina la idea de que exista semejante diversidad de lenguajes a través de los cuales poder concebir el mundo y accionar poéticamente. Pero si tengo que elegir una que se relacione más con mi trabajo, o con la cual me sienta identificada desde la producción y la expresión, elijo la literatura, puntualmente la poesía y el ensayo. Muchas de mis obras o series incorporan o van acompañadas de textos breves que forman parte de su génesis.
Por lo general trabajo en varias cosas a la vez. Siento que me encierro cuando paso mucho tiempo en una sola producción y sólo en eso. Cuando la obra requiere mucho tiempo de dedicación, prefiero realizarla en tramos y mechar con otras cosas. Además suelo encarar mis búsquedas como series de producciones, por lo que muchas veces trabajo en varias piezas al mismo tiempo, organizándome en instancias de procedimiento.
Nuevamente recaigo en la búsqueda del equilibrio. Lo poético, lo lúdico y lo técnico me parecen cuestiones igualmente importantes. Creo que es fundamental que aparezcan las tres. A veces predomina una u otra como motivación inicial, pero enseguida vienen las otras dos a acompañar. Mis procedimientos de trabajo por lo general varían de un proyecto a otro. Por ejemplo, uno que actualmente está en desarrollo y tiene que ver con la relación entre la indumentaria y la vivienda, lo textil y la arquitectura, parte del pedido a personas de mi entorno de prendas que tengan en desuso. A esas prendas las someto a un proceso de deconstrucción, a través del descosido de sus partes, y luego rearmo con las mismas una nueva configuración, ya no una prenda, sino una morfología en el plano, una especie de planta o corte arquitectónico, tratando de que las formas se encastren, se acomoden las unas a las otras.

D.R. Nro3,2016. de Proyecto Teks. Descosido y costura sobre tela


La verdad es que sí me lo he cuestionado, y este último tiempo más que nunca. Volviendo a la primera pregunta de la entrevista, los materiales y procedimientos que elijo provienen en su mayoría del campo textil. Creo que esa elección parte de un interés fuertemente arraigado en la experiencia corporal. Hay una afinidad táctil con la manipulación de estos materiales y un placer relacionado con el tiempo y los ritmos de las prácticas textiles. Pero también una red de conceptos y significados en los que concibo a lo textil asociado a la protección, al abrigo, al cuidado, al hogar, al amor, a lo sensual, valores que me interesa de alguna manera rescatar y promover. Y, desde ya, experimentar y seguir experimentando, lo cual es uno de los motores de mi búsqueda. También en relación a mi interés por el paisaje, por el medio como espacio que circunda, que atraviesa y es atravesado y modificado por nosotros, el cuerpo tiene un lugar protagonista.

Juntos, 2016

Algunos autores que me han nutrido en relación a este tema, y que se me vienen a la cabeza en este momento, son: Andrea Saltzman, con su libro El cuerpo diseñado, y Gastón Bachelard, con Poética del espacio. La obra artística de Hundertwasser que gira en torno a la teoría de las cinco pieles también ha sido un gran aporte. Encuentro también en la poesía de Marosa di Giorgio y en sus relatos, sus descripciones, sus vivencias, algo que me resuena muy profundo en el cuerpo, haciéndome revivir no sólo emocionalmente, sino desde una memoria física, aquellas experiencias (perceptivas) de mi niñez, que son la mayor fuente de sustento afectivo y sentido de mi búsqueda artística. 


Anahí Lacalle

Soy artista visual y docente. Nací en 1986 y me crié en Bahía Blanca, en un barrio alejado y descampado, en un momento en el que afortunadamente todavía no existían internet, ni los jueguitos, ni tanta cosa en la televisión. Desde chica pude disfrutar de andar afuera y de andar adentro, de tener que inventar qué hacer, y de aprender también qué hacer de los grandes. Y siempre sentí un gran interés por dos cuestiones que hoy atraviesan mi trabajo: por un lado, el medio ambiente, la naturaleza, y por otro, lo textil, sus materiales, sus prácticas. Luego de finalizar mi carrera en la Escuela Superior de Artes Visuales, me mudé a La Plata, donde realicé estudios en la Facultad de Bellas Artes de la UNLP, y continúo residiendo actualmente. Acá y allá, motivada por el interés, pero también por el escaso o nulo lugar que el arte textil tiene en los planes de estudio de las carreras artísticas -incluso a pesar de que es una disciplina cuya participación se está incrementando en la escena del arte contemporáneo-, he ido complementando mi formación a través de la investigación autodidacta y de la participación en talleres y seminarios de artistas y especialistas en el campo de lo textil. De este modo tuve la posibilidad de enriquecerme con excelentes profesionales y personas como Elsa Manuel, Nilda Rosemberg y Chiachio y Giannone, entre otros. En lo que respecta a mi desarrollo profesional, desde 2009 expongo en muestras individuales y colectivas, y dicto talleres y seminarios de arte textil, en su mayoría para adultos. Aparte de esto coordino un espacio de arte en La Plata, junto con tres colegas, que se llama Parada Sur, y suelo participar en trabajos de gestión de muestras y/o eventos, como el reciente Festival Experiencias Textiles-La Plata (2015-2016).


No hay comentarios:

Publicar un comentario